And do you brush your teeth before you kiss? Do you miss my smell? What about me? What about me? What about...?


Va dejando trozos de él por todas partes. Algún día desaparecerá conforme anda.

miércoles, 2 de abril de 2008

Principio de locura

(escrito ayer tarde)

Hoy me levanté a las 3 y media de la tarde con un dolor de cabeza horroroso, de resaca, pero sin motivo para la resaca. Antes me levanté a las 11 para ira sacar dinero, 250 euros para pagar el alquiler. Resultó que sólo eran 200, me quedan 50 aún. Me volví a acostar y sólo oía a Gordo maullando, muelles, una televisión y voces del patio de luces (en mi opinión debería llamarse patio de voces). Ayer me acosté a las 6 con insomnio. Antes vi un capítulo de Los Soprano en el que iban a Italia a encontrarse con sus raíces, todo ello camuflado en cuestiones de negocios. Después, uno de la comedia de la CBS Cómo conocí a vuestra madre, que ha reinventado la sit-com tras el fantasma de Friends. Cociné arroz a la cubana, con salchichas y tomate. Comí medio plato. La otra mitad está sobre mi cama. Mi madre me preguntó cuando hablamos por teléfono si estaba bien., si comía, si todo. Le dije que comía cuando no como. No como ni duermo ni voy a clase. Sólo leo. Leo a todas horas y escribo y sufro insomnio. Luego fui a la biblioteca y dejé un libro de Roberto Bolaño, Los detectives salvajes, visceral (¿real visceralista?), ameno y desconcertante. Otro modo de hacer literatura. Pasé al menos una hora entre los estantes tratando de escoger. No encontré La carretera de Cormac McCarthy pese a que los ordenadores de la biblioteca decían que estaba ahí. Los ordenadores son estúpidos. En mi lista tengo a José Carlos Somoza, pero no di el paso. No encontré el último. Me llama la atención Clara y la penumbra. Tampoco encontré Los libros arden mal de Manuel Rivas; la primera vez que oí de él fue la radio tumbado en la playa. Lo vi en la sección de libros de El Corte Inglés, pero la literatura es cara. Tampoco estaba La geometría del amor de John Cheever, tampoco me lo pude llevar. Ni Presentimientos de Clara Sánchez. Nunca están los libros que necesito leer. He cogido dos películas. Entregué el documental Dentro de garganta profunda sin verlo, no tengo tiempo. Cogí dos para llevarlas a casa, Kramer contra Kramer (5 oscars) y una de Kim Ki-Duk, la de las estaciones, Primavera, verano, otoño, invierno… y primavera. De Kim Ki-Duk hay que ver Hierro 3. Al final me he decidido por otro libro de Bolaño, su obra magna, publicada de manera póstuma, 2666. El título casi parece el número de páginas. No podía sacar ninguno más. En casa tenía otros tres. Ensayo sobre la ceguera de Saramago. Carta Blanca de Lorenzo Silva. El palacio de la luna de Paul Auster. De Paul Auster se dicen muchas cosas, como que es mejor escritor que director de cine y que sus últimas novelas no están a la altura. Seguro que él no piensa lo mismo. No he encontrado su trilogía de Nueva York, pero la leeré. Me la recomendó Fran, como a Bolaño, como a Cortázar. De Cortázar tengo Rayuela desde hace varios meses con un sobrecito con tres estrellas en su interior. Cortázar era feo, pero mágico. Algún día iré al cementerio de Montparnasse y dejaré el dibujo de una rayuela junto a su tumba. El último libro que he comprado es Soria Moria de Espido Freire. Creo que desistí con Sueño en el Pabellón Rojo, no hay por dónde cogerlo. Es demasiado masoquismo inmaquillable. Después compré pastillas de valeriana para dormir, para matar el insomnio. Ya veremos. Esta noche iré a ver Redacted, la última de Brian de Palma. La anterior fue un auténtico coñazo, no la salvaba ni Scarlett Johansson. Me gustaría conocer a Scarlett Johansson. Me gustaría dormirme en los brazos de Scarlett Johansson. Ella sería mi valeriana.

Actualización: Redacted era necesaria.
Apenas he dormido.

5 comentarios:

Indi dijo...

Primavera excesiva, ¿la Valeriana nos acompaña a todos desde hace unos días? Tengo el último de Somoza, lo tengo aquí mismo, esta tarde entro a ver que pasa.
Quedo a la espera de ver lo que Cortazar hará contigo.
A mi siempre me dejó indiferente, es Borjes quien me da la vuelta, pero conozco casos de mutación a cronopio despues de un atracon Cortaziano. Me gusta lo de las hormigas y la corbata amarilla, no se si lo has leido, seguro que lo harás.

Voy a leer tus dos entradas anteriores, ando retrasada.

Un besazo guapetón y gracias mil por tus felicitaciones¡¡¡¡

Klover dijo...

¿Las hormigas de Roma? A ver que pasa con Cortazar ^^

Desde luego si quiero retomar esto de la lectura que (en un pasado no demasiado lejano...)deboraba, zampaba y quien sabe que más...pues..voy a tener que acudir a tu opinión rubiales.

A ver si nos vemos pronto ;) Un besote y...que consigas a tu valeriana particular ;)

Buen miércoles

Anya dijo...

melancólico de la erasmus? (no me extraña) un remedio:hay un festival de literatura en la alhambra!! www.hayfestival.com hay folletos por todas partes de todas formas, el viernes hay uno de escritores de viajes que me tragaría sin vacilar... si no tuviera entrega! XD

Clandestina dijo...

La geometría del amor es bueno, son relatos cortos, pero no lo terminé, quizás no era el momento adecuado. Ensayo sobre la ceguera es uno de los mejores libros que he leído; si Bach es para mí el dios musical por excelencia, Saramago (junto a Cortázar) lo es de la literatura. Y Cortázar, divino de la muerte, Rayuela es un abismo de sueños y buena literatura, bestial.

Te veo pronto, rubio!!!

Mj dijo...

Yo muté a cronópica el viernes, así, quizá de ahí que esté con la valeriana también.
lee lee lee lee lee lee

Y pordios, lee a Somoza :)

lamusique

No podría vivir sin

eveybody's gotta learn sometimes

Un libro

Un libro
Un saco de huesos, Stephen King